martes , 18 junio 2024

Paraguay flexibiliza su postura y se abre a aceptar el pago del peaje en la Hidrovía

Argentina logró avances sobre la controversia internacional por el cobro de peaje en la hidrovía, mientras Paraguay considera aceptar el acuerdo para mejorar las obras de navegabilidad. La suspensión de retenciones de barcos y cambios en la postura de los países vecinos podrían allanar el camino hacia una solución.

Argentina ha conseguido un importante avance en las negociaciones sobre el cobro del peaje retributivo en la Hidrovía Paraguay-Paraná. Tras meses de tensiones bilaterales, Brasil, Bolivia y Uruguay impulsaron un entendimiento entre las delegaciones argentina y paraguaya, buscando cerrar la crisis que amenazaba el desarrollo de obras de navegabilidad.

En el marco del Comité Intergubernamental de la Hidrovía, los cinco países debaten actualmente las obras de balizamiento realizadas por Argentina en el tramo norte del Paraná. La insistencia argentina en el pago de una retribución económica por parte de las embarcaciones que transitan la zona generó controversia.

La Cámara en lo Civil y Comercial de Argentina rechazó recientemente una demanda judicial de empresas navieras que buscaban evitar el pago del peaje, determinando que la disputa debía resolverse conforme a los mecanismos del acuerdo por la hidrovía.

A pesar de esta resolución judicial a su favor, el gobierno argentino adoptó un gesto conciliador al suspender las retenciones de barcazas que se resistían al pago del peaje por un período de 60 días. Este paso distendió los ánimos, y el Centro de Armadores Fluviales y Marítimos (Cafym), que mantenía una postura firme en las negociaciones, reconoce ahora la existencia de las obras en cuestión, un primer paso hacia la aceptación del peaje.

Raúl Valdez, titular de Cafym, señaló que el cobro del peaje está consagrado en el acuerdo de la hidrovía, pero subrayó la necesidad de una contraprestación efectiva del servicio y un acuerdo entre las partes, elementos que según él no se cumplen en este caso.

El gobierno de Paraguay, inicialmente dispuesto a recurrir a tribunales internacionales, reconsideró su posición ante el análisis técnico. Aunque Valdez aclara que esto no implica un cambio automático de postura, las autoridades argentinas perciben un cambio en la predisposición de los demás países, lo que podría llevar al cierre del caso.

Desde el Ministerio de Transporte argentino se destaca que el cobro del peaje es necesario para el mantenimiento de las obras, aunque aún no se alcanzó una solución acordada, pero los cambios en las posturas de los países vecinos indican que la disputa podría acercarse a su fin.

Qué opinas?

Le puede interesar...

En mayo, la liquidación de los dólares del campo fue 37% inferior a la del año pasado

En lo que va del año, se liquidaron más de US$9046 millones y se registra una leve caída del 4% en relación al acumulado de los 5 primeros meses del 2023.